.

.
NOTA IMPORTANTE: Dado el carácter serio de este proyecto y para poder publicar las quejas que mandáis al presente blog será imprescindible la identificación del denunciante y, sobre todo, que el texto donde se explica la denuncia no contenga palabras malsonantes y guardando siempre las formas y la educación... aunque cueste. En el caso de no seguir esta norma básica, la denuncia no será publicada.
LOS DOCUMENTOS DE DQE

lunes, 20 de febrero de 2017

GAS NATURAL FENOSA recibe quejas en Lugo, España


La insatisfacción de sus clientes

SI LA EMPRESA O PARTICULAR ALUDIDOS EN ESTA ENTRADA TIENE ALGO QUE DECIR, QUE LO HAGA EN LOS COMENTARIOS DE LA MISMA O EN EL CORREO DEL BLOG (denuncias.quejas.estafas@gmail.com), PARA ACLARAR LA SITUACIÓN.

Una denuncia pública enviada por Andrés Carballo desde Lugo:

Quiero contar aquí la historia de mi baja en la compañía Gas Natural Fenosa. Intentaré resumir porque la cosa es larga.
A los 10 meses de darme de baja me llega un cargo al banco de esta compañía. Les llamo a su número 900 para preguntar y me comentan que es el servicio de mantenimiento y que sigo dado de alta (me dí de baja de todos sus servicios, o eso creía, 10 meses antes). Les comento que quiero hacer una reclamación y que me den de baja del servicio. Me dicen que de acuerdo. Como creo que no debo pagar un servicio que no he recibido le comunico al banco que devuelva ese recibo. Y aquí empiezan los problemas. a los 15 días, más o menos, recibo una carta de esta compañía exigiéndome el pago del recibo, amenazando que si no me incluirán en listas de morosos (el recibo era de 11 €). Todavía no me han dado contestación a mi reclamación de por qué se me cobra un servicio que no he recibido. 
Vuelvo a llamar al número 900, y una persona (con modales que dejan mucho que desear) me dice que tengo que abonar el recibo y además que sigo dado de alta en el servicio. Lleno de estupefacción y enfado, le comunico mi intención, una vez más -la tercera-, de darme de baja del servicio. Creo que esta vez lo consigo (aunque tras las historias anteriores tengo mis dudas). Siguen sin darme explicaciones de por qué debo pagar.
Como quiero quitarme el problema, y en contra de mi primera intención, haciendo uso de su pago-online abono los dichosos 11 €, para que me dejen en paz.
Cuando creía todo concluido, me llega a los pocos días otra carta volviendo a exigirme los 11 € y esta vez amenazando con presentar reclamación vía judicial. 
Entro en la oficina virtual de esta compañía, solicito el saldo de mis facturas, y compruebo para mi sorpresa que sigo debiendo los dichosos 11 €. Decido ya no llamar por teléfono y comunicarme con ellos a través de correo electrónico con su servicio de (des)atención al cliente. Después de múltiples correos en los que lo único que me dicen es que debo los 11 €, al final me dicen que mi deuda con ellos era de 22 € y solo he pagado 11. Me vuelven a pasar el cargo sobre una factura ya pagada. En estos momentos mi alucine era total.
Más que nada para zanjar de una vez este tema y quitarme a esta gente del medio, pago ese segundo robo (es lo más suave que se me ocurre).
Y sigo sin tener información de su servicio de des-atención al cliente de por qué se me cobra DOS veces un servicio que no he recibido, y por qué no ha sido hasta el tercer intento en que he conseguido que se me dé de baja del servicio. Esta dilación es la que les ha valido para generar esa doble factura.

Es triste que estas todopoderosas (frente al ciudadano de a pie) compañías recurran a estrategias de extorsión en las tácticas comerciales con sus clientes. Y más triste es que con las leyes y el beneplácito de la Administración.
Aunque no confío tampoco en el resto de “hermanas” energéticas, espero que a alguien le sirva saber qué se puede encontrar con ésta.

Saludos.


Por favor, recordar que clicando en los ANUNCIOS DE GOOGLE que hay en el blog permaneciendo un par de minutos en la página que se abre, así como tus compras en AMAZON a través de los links del blog, estaréis contribuyendo al mantenimiento del mismo y por tanto a dar a conocer a las empresas, vendedores particulares y entidades en general que actúan de forma ilícita o engañosa. Gracias.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja tu comentario pero recuerda que si este contiene insultos o datos particulares no será publicado, debemos mantener las formas aunque cueste.